Blogia
cocinando

Milhojas de pollo, panceta y queso

 

 

Ingredientes:

Para las milhojas

- 1/2 kilo de pechugas de pollo fileteadas

- 200 gramos de panceta o tocineta de cerdo ibérico (lo que los mas refinados llaman "veicon")

- 10 lonchas de queso manchego (emmental, provolone, gouda)

- Una cucharada de salsa de soja

- Sal y pimienta

Para la salsa:

- aceite de oliva virgen extra

- un puerrro

- un diente de ajo

- una cebolla mediana

- un vaso de brandy

- un vaso de caldo

- Nata líquida

- Pimienta en grano, jengibre, tomillo, sal

Esta receta es una modificación de la que probe una vez en casa de una buena amiga mía, Mariví Guerrero. Ella hacía las pechugas enrolladas y rellenas de queso. una vez cortadas era, y es, un entrante muy divertido, fácil de preparar y comer.

La modificación consiste en algunos añadidos por mi cuenta y en disponer los productos apilados y no enrllados, formando una "milhoja".

En primer lugar cortamos las pechugas de pollo en filetes finos y mas o menos del mismo tamaño. Los filetes los salpimetarmeos y añadiremos la cucharada de salsa desoja para marinarlos durante una hora por lo menos.

En una lámina de papel de alumino dispondremos un filete de pechuga, una loncha de panceta (ahumada o sin ahumar), y una loncha de queso. Encima pondremos otro filete de pechuga y vlveremos a hacer la operación anterior hasta que queramos, nos aburramos o nos quedemos sin ingredietes. Hay que terminar siempre cerrando con una pechuga. Recomiendo no mas de 4 pechugas y tres rellenos intermedios. La milhoja se cierra en el papel de alumnio (bien cerrado y ajustado) y se introduce en el horno, calentado a 200º durante media hora.

Mientras que las pechugas se hacen al horno preparamemos la salsa picando la cebolla, el puerro y el ajo. En aceite de oliva sofreiremos los tres ingredientes, a fuego suave, hasta que esté la cebolla trasparente. Añadiremos la pimienta en grano, el jengibre y el tomillo y la copa de brandy. Flambearemos el brandy y una vez reducido añadiremos el vaso de caldo. Durante 10 minutos y a fuego muy lento esperaremos a que reduzca la salsa y, retirándola del fuego , añadiremos 150cc de nata líquida. Para terminar la salsa la trituraremos en batidora y la colaremos por un chino o colador.

Las pechugas se dejan enfriar y se cortan trasversalmente.

Se sirven con la salsa caliente.

Para beber, un Mateus rosee puede ser un buen acompañamiento.

(c) Alfonso Merelo 2008

(Nota) La foto no es del plato. Se me olvidó hacerle fotos. Otra vez será.

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

2 comentarios

AMS -

Te aseguro que sale muyy apetitosa. Incluso sin salsa, como fiambre, está muy rica.

Anónimo -

Parece una receta sencilla y gustosa. La probaremos.
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres